La Opininión de Iñaki Gabilondo:La tragedia del Yak 42